2 de mayo de 2014

Belfast. Murales y Troubles.



Luego de visitar la increíble dublin, llegué a la ciudad de Belfast, capital de lo que oficialmente es el país de Irlanda del Norte, zona de la Isla de Irlanda que pertenece al Reino Unido.

Si bien no es una ciudad muy atractiva, y la mayoría de los turistas podrían obviarla de sus recorridos, por lo menos para mi, tres características son las que tiene esta ciudad:

La primera: Ser un importante puerto, donde sus ferrys tienen conexiones con distintos puntos de la Isla de Irlanda, y Gran Bretaña.

La segunda: Es que aquí se construyo uno de los barcos más famosos de la historia. Famoso principalmente por ser el más grande de su época, y por su final trágico: El Titanic.

Si bien llegué a la ciudad por los dos primeros motivos, osea para tomar un ferry a Escocia, y por ese famoso barco, no recordaba el verdadero motivo por el cual había incluido a esta ciudad dentro de mi recorrido. Esto queda claro en mi cuenta de twitter, donde todos los comentarios de ese día, se referían a Belfast, principalmente por ser la ciudad donde se construyo la trágica nave.

Fuera del museo del Titanic, y alejándose un poco del centro de la ciudad, se encuentra el tercer motivo para conocer esta ciudad: unos interesantes murales nos permiten observar su historia reciente, y los conflictos denominados "Troubles", desarrollados en Irlanda del Norte desde fines de los 60, hasta 1998 cuando se firmo el "Acuerdo de Viernes Santo". Conflicto que muchos, e incluso en los tours (ya sea en Belfast o Dublin) denominaran como la pelea entre católicos y protestantes. 

La historia de la isla, desde el mismo desembarco de San Patricio (misionero catolico que llego a estas tierras en el año 432, y posteriormente se convirtió en su santo patrono) hasta el día de hoy, esta marcada por el enfrentamiento entre ambos cultos. Aunque, a pesar de esto, en mi opinión, el conflicto no es solo religioso.




La primer calle a la que me dirigí se llama Shankill road, aquí las banderas británicas, escocesas, y de Irlanda del Norte flamean por todos lados. Shankill representa al barrio protestante de Belfast, y claro está, en esta zona de la ciudad, viven quienes se encuentran a favor de pertenecer a la monarquía del Reino Unido. La importancia del mismo esta que este era uno de los principales barrios donde se concentraba en grupo armado Ulster Volunteer Force (UVF), grupo paramilitar protestante, que defendía los intereses británicos en Irlanda.

Los murales comienzan a aparecer, la mayoría hacen referencia a "cinco inocentes asesinados" y a la paz que ha llegado a esta región, con la incorporación al Reino unido. En uno incluso podemos ver, un cartel indicando para que dirección se encuentra Reino Unido, y para donde EIRE, debajo de la primer flecha, nos encontramos con otra que dice paz, y debajo de la segunda, otra que indica para que lado se encuentra la guerra (o los que la buscan). 








Lo interesante también es que la flecha que indica "Reino Unido" señala a Shankill Road, y la que indica "la guerra, o Eire" apunta hacia la segunda calle importante: Falls Road.

Algo que me llamo mucho la atención cuando me dirigía hacia Falls road, fue una reja de más de dos metros de alto, que en un principio pensé que se trataba del portón de una fabrica, pero al seguir avanzando comenzaría a comprender que era realmente. Camine hasta allí, y a unos 50 metros encuentro otro más, ahí ya no me quedaron dudas, estas son las rejas y puertas, pertenecientes a un gran muro, paradógicamente conocido como lineas de paz, que separa el barrio protestante del católico.


En Falls Road desaparecen las banderas británicas, y aparecen las banderas naranja, blanco y verde, pertenecientes a Eire, o Irlanda del Sur, aquí no llaman a esta región "Irlanda del Norte" sino que es "El Norte de Irlanda". Aunque estas palabras invertidas parezcan decir lo mismo, el significado dista mucho de serlo.
Aquí se encuentran los catolicos, defensores de Irlanda del Norte como parte de una misma república con el sur de la isla de Eire. Como sucede en Shankill con UVF, Falls road se asocia con el grupo armado católico republicano, el Irish Republican Army (IRA).

Resulta llamativo, en el barrio de la guerra, se encuentran banderas, que días antes, me enseñaron que el verde indica el color de los católicos, el naranja a los protestantes, y el blanco la paz entre ambos.







Pero al comenzar a caminar por Falls road, algo que yo ya sabia, se termino de confirmar: Comienzan a aparecer los murales, pero casi ninguno hace referencia al conflicto religioso, ninguno habla de la religión católica.
En cambio aparecen pintadas banderas de Cataluña, del País Vasco, y de Palestina, y en la tienda de recuerdos, se pueden comprar remeras y hasta las banderas de estos pueblos. También aparecen pintadas del IRA (Ejercito republicano Irlandés), y de quienes lucharon por la independencia de Irlanda, pero no para independizarse de los protestantes, sino que su lucha era para librarse de quienes los oprimían desde la isla de enfrente, desde la Gran Bretaña, Inglaterra, y su aún existente monarquía. Este era el barrio de los que luchaban no solo por la independencia de su nación, sino también por la de aquellos estados que se encuentran bajo la opresión o el control de otros. “Este era el barrio de los que no querían la paz, de los terroristas que mataron cinco inocentes”.











Por supuesto, que no solo existen estas dos posturas, están los que quieren una Irlanda del Norte unida al Reino unido, otros a EIRE, otros independientes de ambos, los que luchan por un estado católico, protestante, y los que quieren uno laico, pero esta división es tan fuerte, que parecería que son solo dos bandos los que se enfrentan. Lo que si queda claro, es que no es solo un conflicto religioso.

A pesar del “acuerdo de viernes santo”, y la tregua entre los distintos sectores, cada tanto, alguna victima paga las consecuencias de este enfrentamiento. Para los Catolicos/Nacionalistas, la paz no es posible mientras Irlanda siga bajo dominio Britanico, y para los Protestantes/unionistas, a pesar esta siendo los “actuales vencedores” del conflicto, el peligro sigue latente.

En cuanto al “muro de paz”, existen iniciativas para gradualmente ir eliminándolo, pero por el momento, sigue en pie.






Un dato que me olvide de mencionar. Antes de recorrer estas calles, una chica que vivía en Irlanda (EIRE) me dijo que a ella le comentaron que por nada del mundo vaya a una de estas dos calles, que allí no iban los turistas, por ser un lugar muy peligroso, una zona de gente mala, y de conflicto, el nombre de la calle era "Shankill road". Claramente, dependiendo con quien hables, y de que lado de la frontera se encuentre, Shankill y Falls road, dos caras de una misma moneda, pueden convertirse en paraísos o infiernos.
Más fotos...

Shankill Road







Falls Road










0 comentarios:

Publicar un comentario