8 de septiembre de 2017

Algunos datos sobre Machu Picchu.


Luego de resistirme un poco a visitar la hiper famosa ciudad Inca, finalmente conocí Machu Picchu y quedé tan impresionado que decidí investigar sobre este misterioso lugar.
Aunque su emplazamiento y la arquitectura hacen un sitio sumamente fascinante, al profundizar sobre ella, Machu Picchu se convierte en lugar lleno de datos interesantes para contar.


Sobre el “descubrimiento”.

El sitio puede considerarse que no fue descubierto en el sentido estricto de la palabra, ya que lo pobladores locales siempre lo conocieron y seguían utilizando sus terrazas de cultivo. Incluso fueron ellos los encargados de guiar a los primeros expedicionarios. Pero fue expuesto al mundo luego que el investigador estadounidense Hiram Bingham llegara el 24 de julio de 1911 y lo diera a conocer en la Universidad de Yale, y a la National Geographic, quienes lo apoyaron y financiaron en la expedición. 



Previamente a su llegada varios investigadores estuvieron en la zona. Entre ellos Agustín Lizárraga en 1902, quien visitó el lugar varias veces, algunas llevando visitantes. Hiram Bingham dejaría escrito entre sus notas haber encontrado una pintada en Machu Picchu con el nombre de Lizarraga y su fecha de visita. 



Actualmente es una discusión a quién de los dos se le debe atribuir el “descubrimiento” de la ciudadela Inca, en mi opinión, la diferencia entre ambos es que uno (Lizárraga) llegó primero, y el otro (Bingham) lo difundió masivamente.

Sobre el rol y teorías.

Machu Picchu parece ubicarse en una zona aislada, pero se estima que en época del Imperio Inca era muy importante ya que servía de conexión entre Los Andes y la región Amazónica. Por esto se cree que cumplía un rol importante dentro del Imperio, no necesariamente como ciudad, pero si como sitio religioso o centro de retiro de los emperadores. Por ejemplo, un dato que orientaría esta teoría sería las grandes cantidades de maíz cultivado y consumido por sus pobladores, algo habitual actualmente en los países Andinos, pero que en aquella época era comido solo por sectores altos de la sociedad. La población de Machu Picchu no era fija, sino que se utilizaba un tipo de trabajo aplicado durante el Imperio Inca, y luego aprovechado por los conquistadores españoles, la Mita. Esta consistía en que hombres trabajaban por un determinado tiempo para el estado a cambio de una retribución o para cubrir impuestos atrasados. A este tipo de poblados, con población móvil se los denominaba Llacta.



Poco se sabe con certeza sobre este lugar. Más bien son conjeturas, cada vez más desarrolladas por los avances en las investigaciones, es por esto que todavía no hay respuesta definitiva sobre que función cumplía durante el imperio Inca.

Entre tantas, una teoría sostenida por el investigador Thierry Jamin luego de un presunto descubrimiento de su compatriota David Crespy indicaría que en Machu Picchu hay un edificio funerario, el cual ellos sostienen que podría incluso alojar los restos del Primer emperador Inca histórico y unificador de Tawantinsuyo, Pachacútec (Se distingue entre emperadores legendarios, y aquellos que puede encontrarse evidencia histórica). Esto no pudo ser comprobado hasta el momento por negativa del Ministerio de Cultura de Perú y otros organismos vinculados a la protección de Machu Picchu. El argumento para la negativa es que este proyecto de investigación podría causar el derrumbe de una parte importante de la ciudad.

Sobre la construcción de la ciudadela.

En cuanto a la arquitectura, las investigaciones indican que fue construida en el siglo XV, aunque más de dos mil años antes ya se practicaba la agricultura en la región. 

También se cree que pudo ser realizada por orden de Pachacutec, por la similitud a construcciones realizadas en su gobierno y porque se estima que Machu Picchu -aún sin estar terminada- debió tardar unos cincuenta años en construirse. Por ende, teniendo en cuenta que el Imperio Inca desde su unificación hasta la llegada de los españoles duró cien años, y los últimos fueron de guerra civil, esta tendría que haber sido construida bajo el mandato de uno de los primeros gobernantes. Actualmente no quedan objetos ni artefactos ya que solo la expedición de Bingham se llevó cerca de cinco mil que terminaron en museos estadounidenses. También se cree que fueron extraídos algunos de ellos previo a la llegada de Bingham, principalmente en el siglo XIX.






Machu Picchu cuenta con más de 200 estructuras, entre ellas casas, templos y santuarios y posee un sistema de agua corriente mediante canales y fuentes. El sistema de canales envía una cantidad de agua como para abastecer aproximadamente a mil personas. 

Por varios motivos es sorprendente su construcción, que al no haber sido invadida por los españoles de conservó casi sin alteraciones:

El sitio no es el más apto, ya que es una montaña muy empinada, en una región de lluvias constantes que pueden causar derrumbes y se encuentra entre dos fallas geológicas, lo que hace deba resistir a terremotos. Incluso con la tecnología actual sería difícil de construir.




Para estos problemas los Incas encontraron soluciones que la hacen mantenerse en pie hace más de 500 años.

-Las terrazas de cultivo cumplen un rol fundamental, no solo como plantaciones sino como drenajes del agua. Debajo de estas se encuentra una de las mayores obras de ingeniería de Machu Picchu. Las mismas están formadas por distintas capas de piedra, que van de más grandes a más pequeñas, seguido por una capa de arena, luego humus, y finalmente tierra. Esto se complementa con el sistema de desagüe y los techos de paja de las construcciones que absorben y amortiguan la caída. Todo en su conjunto hace que se produzca un filtrado lento y efectivo, siendo difícil de ver incluso actualmente, charcos de agua.



-Las paredes de las terrazas tienen una ligera inclinación que las hacen soportar el peso y evitar desmoronamientos.

-Estas inclinaciones también fueron utilizadas en los muros de los edificios haciendo que sean antisísmicos. Las paredes como todas las construcciones incas fueron levantadas sin cemento ni otro material que pegue los bloques y pesar de esto poseen gran resistencia. 


















Sobre su función como símbolo de poder religioso.

La ubicación no parece azarosa, por el contrario este lugar donde resulta difícil realizar cualquier tipo de construcción tendría algunos indicios que fue elegido por ciertas particularidades religiosas y espirituales.

En el imperio inca las montañas o puntos altos eran lugares sagrados, es por ello que en picos altos de los Andes es frecuente encontrar momias incas. A estas que consideraban divinas, las denominaban “Apu”.

Varios elementos vinculan a Machu Picchu con montañas:

-El primero y más evidente es que se encuentra en la cima de una.

-También es posible observar una construcción, la Intihuatana que se encuentra perfectamente alineada con cuatro picos nevados, y a su vez cada uno de estos coincide con un punto cardinal, generando un “Axis mundi” o centro del mundo.



Otro es la Roca Sagrada, la cual posee una forma tan similar al Cerro Pumasillo ubicado justo detrás, que parecería no ser coincidencia. 



-Cuenta con elementos que muestran su vinculación con la astrología como el Templo del Sol, un edificio semicurvo con una ventana por donde ingresa el sol justo el día del solsticio de junio, reflejándose la luz en una piedra interior.

-La astrología Inca, como muchas otras culturas, podríamos vincularla con la religión, ya que por ejemplo los Incas adoraban al sol, considerando uno de sus dioses.

Sobre los extraterrestres y ovnis en Machu Picchu.

Si llegaste por medio de un buscador interesado en este tema, fuiste engañado, para estas cosas dejo a History Channel. Pero leé el resto, quizá te interese.

Finalizando…

Para concluir, quiero decir que todo lo expuesto aquí es solo una pequeña parte de la infinidad de cosas que se pueden hablar sobre las ruinas más famosas de Perú, y muy seguramente de todo Sudamérica. Lo escrito es una simple selección arbitraria de aquello que investigué y me resultó más interesante, intentando que sea lo más resumido posible y evitando caer en realizar un articulo estilo: “X (pone el numero que quieras) cosas que no sabías de Machu Picchu”. Puede haber errores de interpretación, e incluso teorías que se contradigan con lo expuesto, como mencioné en alguna parte de la nota, la mayoría de lo que se sabe sobre este lugar siguen siendo conjeturas, y aún producto de investigación.

Creo que también hay otros sitios Incas muy interesantes aunque menos difundidos, como por ejemplo Choquequirao, pero no me gusta hablar de aquello que no conozco, y aunque deseo tener la oportunidad de explorarlos, por el momento me remito del lugar que sí visite.

También si les intereso esta nota, puede leer sobre mi experiencia en Machu Picchu.



0 comentarios:

Publicar un comentario